0 1 2 3
×
4
El Marques
El Marques
ver +
Columnista Político Puedes escribirle a: palaciorosa@zocalo.com-mx También manda tus comentarios a: twitter @_palaciorosa

" Comentar Imprimir
15 Diciembre 2019 04:10:00
¿El García Luna de Coahuila?
Escuchar Nota
Ya ve cómo son los malpensados, y con la captura del ex superpolicía Genaro García Luna por presuntos vínculos con el crimen organizado, al llegar las primeras noticias, más de uno se hizo el confundido y aseguró que no se trataba del extitular de la Secretaría de Seguridad Pública Federal, sino del coahuilense Raúl Sifuentes Guerrero.

¿Lo recuerdan? Fue el todopoderoso secretario de Gobierno en los tiempos de Enrique Martínez y Martínez como gobernador. Prácticamente en Coahuila no se movía la hoja de un árbol si antes no lo autorizaba el despacho principal del segundo piso de Palacio de Gobierno.

Pero después los priistas y la clase política de entonces lo perdieron; la cosa cambió cuando supo que no sería candidato a la gubernatura. El caso es que hay quienes encuentran similitudes entre el entonces protagonista de la “Ola Verde” y quien tuvo el control policial en el sexenio de Felipe Calderón. ¿Será?


¿Y por qué la sospecha?

La versión sobre las relaciones “extrañas” de Raúl Sifuentes, quien ahora controla los hilos de Movimiento Ciudadano en la entidad, no es nueva. Por ejemplo, a principios de la década de 2000, cuando su palabra era ley, tenía poder absoluto y control político del estado, se hizo de colaboradores señalados como sospechosos.

Tal vez no recuerden a José Castro Prado. Fue agente de la desaparecida Dirección Federal de Seguridad y de las confianzas de Sifuentes, al grado de que más tarde se convirtió en su jefe de seguridad.

Según versiones periodísticas de la época, Castro fue asesinado, pero el caso se entrampó luego de que presuntamente el entonces procurador de Justicia, Óscar Calderón Sánchez, otro incondicional “sifuentista”, cerró el expediente con el argumento de que se trató de muerte natural. Las historias son tan interesantes como aterradoras, nos aseguran.


En Coahuila no se puede

El que ya no encuentra cómo justificar el tortuguismo y falta de resultados en las investigaciones por el megafraude en el Infonavit es Jesús Homero Flores Mier, quien hace las veces de titular de la Fiscalía Anticorrupción.

La nueva “barra” del fiscal es que, sobre el caso, primero se puso al tanto a los integrantes del Consejo de la Judicatura del Estado, es decir, un órgano del propio Poder Judicial, y eso alertó a los jueces y demás funcionarios judiciales involucrados, a quienes les dio tiempo de tramitar amparos.

En términos prácticos, a lo mejor es cierto, pero en ese caso el propio funcionario pone en duda la capacidad de la Fiscalía y más aún, la necesidad de mantenerla y asignarle presupuesto.

El caso es que lo dicho por el fiscal coahuilense a nadie satisface, considerando que en Nayarit, hasta donde se extendió el fraude con los créditos, hay jueces y exmagistrados en la cárcel.


Al banquillo de los acusados

Al interior del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, en donde manda el paisano Alfonso Cepeda Salas, hay versiones de que en los próximos días serán citados a declarar ante el Ministerio Público varios integrantes de la cúpula de la Sección 5, protagonistas del desfalco en el fondo de ahorro de los trabajadores. Están anotados los nombres de Rafael Balderas, Gerardo Ponce, César Dávila, Sergio Sánchez, Armando Elías Ramírez y el propio José Luis Ponce Grimaldo, para más señas secretario general.

Por ahora, la idea de la Fiscalía General de la República y de la Fiscalía General del Estado es esclarecer si el dinero malversado tuvo origen federal o estatal, para definir por cuál vía se pondrá fin a las investigaciones y se turnará el caso al Poder Judicial.


Cuentas congeladas

En torno a este mismo caso, hay quienes apuestan doble a sencillo a que está en puerta el congelamiento de las cuentas bancarias relacionadas con el fondo de ahorro de la Sección 5. El caso no es para menos, los dirigentes sindicales se sirvieron con la cuchara grande y los señalamientos apuntan a la Secretaría General.

Para empezar, José Luis Ponce quitó como titular del fondo de ahorro a la persona nombrada en el congreso sindical e impuso a su amigo Antonio Rivas. Este último tuvo acceso a una tarjeta de débito empresarial con la que juntos habrían hecho gastos en restaurantes y viajes por más de 8 millones de pesos.

Otra arista de las investigaciones es sobre traspasos del fondo de ahorro a la Secretaría de Finanzas de la Sección 5, para financiar actividades sindicales y festejos de los maestros. ¡Qué bárbaros!


Le dieron reconocimiento

Hubo sesión de trabajo del grupo autónomo para dar seguimiento a las investigaciones sobre personas desaparecidas. Al frente de la reunión estuvo el gobernador Miguel Ángel Riquelme y en estas lides, Luis Efrén Ríos Vega debutó desde su posición como representante del Tribunal Superior de Justicia.

El magistrado es viejo conocido de las familias de desaparecidos; desde la Academia Interamericana de Derechos Humanos empujó la creación del grupo y con motivo de que ahora tiene otras tareas, los colectivos Grupo Víctimas por sus Derechos en Acción (Grupo Vida), Alas de Esperanza, Búscame, Buscando Desaparecidos en México y Voz que Clama Justicia por Personas Desaparecidas le extendieron un reconocimiento.

Con Luis Efrén ahí, la intención es que la agenda de atención a las víctimas y a las familias se amplíe al Poder Judicial


Imprimir
COMENTARIOS


2

  • 3
4
6 7
8 9 0 1 2 3 4 5 20 21 22